You are here: Home > Viajando > Torre de Gálata, el centinela de Estambul

Torre de Gálata, el centinela de Estambul

Hezarfen Ahmet Çelebi

Hezarfen Ahmet Çelebi, del que se dice que fue el primer hombre en la historia en volar   Fuente: http://guide.ceit.metu.edu.tr

Cuenta la leyenda que influenciado por los instrumentos voladores creados por Leonardo da Vinci, un valiente otomano que respondía al nombre Hezarfen Ahmet Çelebi, decidió en el siglo XV diseñar unas alas de madera con el fin de cumplir uno de los grandes sueños de la humanidad, el poder volar. Lleno de valor se subió a la Torre de Gálata y se lanzo al vacío, consiguiendo planear y atravesar el Bósforo con la ayuda de los vientos hasta alcanzar Üsküdar, donde se convirtió en el primer hombre de la historia que conseguía surcar los cielos.

La elección del punto de partida de este pionero de la aviación no fue baladí, ya que con su porte, que roza los 67 metros, la Torre de Gálata ha servido  históricamente como altozano desde donde controlar ese submundo conformado por la unión del BósforoMármara y el Cuerno de Oro.

Torre de Gálata

Torre de Gálata    Foto Miguel Ángel Otero Soliño

Conocida anteriormente como la Torre de Cristo y terminada en el año 1348, sirvió de elemento culmen del recinto amurallado que protegía los intereses genoveses en la zona. La Pódesta de Galata era una de esas ciudades estado genovesas, donde el intercambio y el negocio eran el vivir diario, y que convivía en una tensa calma con la vecina metrópolis de Costantinopla. Tras la conquista de la capital bizantina por parte las tropas otomanas dirigidas por Mehmet II, la pódesta fue intregrada en la nueva Estambul y todo ello pese a que Gálata se mantuvo neutral durante el asedio.

Torre de Gálata

Silueta de la Torre de Gálata desde el Bósforo   Foto: Miguel Ángel Otero Soliño

Tras este hecho, su carácter netamente italiano se diluyo parcialmente con la llegada masiva de judíos y musulmanes expulsados en los últimos coletazos de la reconquista cristiana de la península ibérica, los cuales se asentaron mayoritariamente en el distrito.

Esa simbiosis multicultural y espíritu abierto al negocio se mantiene aun en unas calles y edificios que viven a la sombra de la gran torre, donde el arte, la música y el buen comer tienen alojo, hecho que convierten a Gálata en el barrio mas cosmopolita de Estambul. Ese espíritu se observa claramente durante los fines de semana, cuando los alrededores de la torre se convierten en un punto de encuentro para jóvenes de todas las edades que beben y ríen en las calles, en una especie de botellón cultural donde se juntan turistas y autóctonos, bajo el especial ritmo de la música callejera.

Torre de Gálata

Torre de Gálata de noche   Foto: Miguel Ángel Otero Soliño

La torre es atrayente y parece que las calles se estrechan para ensalzar su singular y pétrea figura. Una sensación de punto central de un submundo que se magnifica cuando ascendemos por su interior, donde podemos sentir el crecer en altura de su cuerpo hasta alcanzar su restaurada cúpula, donde se abre un mirador donde podemos observar cual de impresionante es la vista de sus ojos. Un lugar desde donde se refleja el Cuerno de Oro en toda su potencia, combinado con el pintoresco desfile de edificios del barrio (el hospital austriaco, los bancos de Karaköy, la sinogaga asquenazí….). Una maravilla visual única, porque desde las alturas de la torre es donde podemos entender porque se ha convertido en simbolo y seña de la ciudad, porque sin subir a ella uno pierde el privilegio de sentirse en el paraíso.

Torre de Gálata

Torre de Gálata  Foto: Miguel Ángel Otero Soliño

 

Artículos relacionados:

Sinagoga asquenazí de Gálata

Los 10 monumentos mas bellos de Estambul 

Tags: , , ,

  • Digg
  • Del.icio.us
  • StumbleUpon
  • Reddit
  • Twitter
  • RSS

Leave a Reply