You are here: Home > Viajando > Brasil, por dónde empezar

Brasil, por dónde empezar

Sí, llegó la hora de hacer un viaje como Dios manda. Tanto tiempo habiendo esperado para poder salir del continente europeo… ¡quién lo diría!

Resulta que tras una conversación mas que interesante con mi gran amigo Marcello, un fin de semana cualquiera visitándolo en Turín, llegamos a la conclusión de por que no realizar un pequeño gran viaje a Brasil juntos. Y ya que vamos juntos, donde hay dos personas, ¿por qué no cuatro? Así que decidimos planificar la escapada la dos parejas para nuestro período vacacional, que viene siendo Agosto.

Pero, no nos perdamos sin más en el porqué de la decisión. Todo vino porque Marcello y yo ya hablábamos tiempo atrás de hacer algún viaje juntos. Dada la proximidad entre Italia y España, dada la cercanía entre Turín y Barcelona, pues podemos juntarnos rápida y fácilmente en cualquier etapa del año para poder realizar una ruta completa por la península, por Europa, por Italia, no sé, por mil sitios. Sobretodo después de la exitosa visita relámpago a Lisboa y la maravillosa experiencia en Berlín durante un mes juntos. Así que dijimos, manos a la obra, lo comentaremos con nuestras parejas y ¡a viajar!

Brasil, qué maravilloso país y qué grandes son todas las posibilidades que nos ofrecen. Solo hay que navegar unos minutos en internet y encontrar fabulosos contenidos…

 

 

Así que la pregunta es clara y sencilla: ¿Por dónde empezar? Veamos. Lo primero de lo que tiene equiparse uno para poder planificar un viaje (y hay gente que opina lo contrario), según mi opinión, es de internet. No solo porque es fácil acceder a muchísima información sino porque en este caso la planificación del viaje ha de ser conjunta entre Italia y España… ¡oooooh grande internet! ¡Qué fácil haces la comunicación entre personas! (te amo, internet!)

Lo segundo que uno debe empezar a pensar es… conocer un poco mas el país al que quieres ir. O sea, primer enlace fijo e indudable, el de Wikipedia (tanto en castellano como en inglés), para empezar a conocer detalles de Brasil que uno no sabe; que son muchos, por cierto.

Pero claro, resulta que te pones a leer y a leer, a informarte todo lo posible, y empiezas a llegar a la conclusión rápidamente de que planificar un viaje en Brasil no es tan fácil como planificarlo en España, por ejemplo. Y ya no me refiero a temas de que es un país extranjero o no, sino que es inmensamente GRANDE. Ah, no, espera, COLOSALMENTE GRANDE.

¿Cómo? ¿Que no? Mirad, accedo al siguiente website ifitweremyhome.com donde puedes entrar para comparar cualquier país del mundo en extensión con cualquier otro (gracias a fabulosas herramientas como Google Maps y el poder de mi mundo informático).  Si queréis verlo directamente (clicad aquí http://www.ifitweremyhome.com/compare/BR/ES):

Brazil vs Spain comparison

Ahora sí, ¿no? Claro. Esto nos da una primera idea de qué tendremos que hacer cuando queramos movernos de un sitio a otro

Volando Luca Rubinacci

Volar. Y es que volar no es tan malo si tenemos en cuenta lo que sobrevolamos. La pena es que hay demasiado poco tiempo como para emplearlo en la cadena típica de acciones cuando tienes que coger un avión: Preparar cosas (packing) –> Despertarte antes de tiempo –> Desplazarte al aeropuerto –> Facturar si es necesario –> Esperar –> Esperar –> Esperar en la cola de embarque –> Esperar al que están atendiendo delante tuyo que acaba de tener un problema y su tarjeta de embarque no lo reconoce el sistema –> Embarcar y volar –> Desplazarte hasta el sitio donde te acomodas y olvidarte del equipaje –> Disfrutar del nuevo destino.

Buf, solo de leerlo (y de escribirlo ni te cuento!) me canso. Pero no nos queda otra. Así que la siguiente cuestión es hacerte una idea aproximada acerca de qué compañías son las mas interesantes para poder volar por el país. De este modo, también te puedes hacer una idea rápidamente de cuánto te saldrá la señora dolorsa para todo el viaje.

No os preocupéis, Bart y Lisa Simpson nos lo explican de una forma sencilla y divertida:

Bart y Lisa gritando cuando ven los precios de Brasil

Y es que no es lo mismo el presupuesto que necesitas para ir a Vietnam que el que necesitas para Brasil. Y la razón es la de volar. Reservar vuelos internos en Brasil sale espectacularmente más caro que hacerlo en Vietnam (y encima son distancias más largas!).

Pero bueno, dejémosno de dramatismo. Si nos ponemos a leer y a ver la opinión de la gente algo bueno sacaremos. Y eso empezaron a hacer Marcello y Yara mucho antes que nosotros (o al menos que yo, que hasta ahora mismo no me he empezado a ver nada):

Marcello y Yara buscando info sobre brasil

Lo mío no es el papel, para qué nos vamos a engañar. Así que prefiero internet. Resulta que tras buscar y buscar y charlar varias veces entre nosotros empezamos a proponer una pequeña gran ruta con la que puede ser que todos estemos de acuerdo:

  1. Volar de forma en la que lleguemos en el mismo avión a la misma hora a Río de Janeiro. Para lo  que hay dos posibilidades en principio: Si volamos a través del Aeropuerto Internacional de Frankfurt, encontrarnos allí los cuatro, o viajar Sònia y yo hasta Milán y desde allí volar a través de cualquier ruta hasta Río.
  2. Pasar aproximadamente unas cuatro noches en Río y alrededores. Incluyendo una visita al Parque Nacional de Tijuca.
  3. Después, volar hasta llegar a Foz do Iguaçu, para pasar aproximadamente dos noches por allí y visitar las famosas cataratas de Iguazú.
  4. Volar/Movernos de alguna manera para pasar 2-3 noches en Campo Grande (Bonito).
  5. Pasar después aproximadamente 3 noches en Salvador de Bahía.
  6. Terminando el viaje en Recife (donde pasaríamos algo más de tiempo) para disfrutar de grandiosas playas, de Olinda, Canoa Quebrada y de un buen ambiente familiar.

Todo ello barajando mejor la posibilidad de reservar vuelos de forma autónoma e independiente en vez de comprar el abono Brasil Airpass. ¿La razón? De nuevo es cuestión de economía.

Tras toda esta pre-ruta pre-calculada y que seguramente variará muchísimo hasta que pisemos tierras brasileiras, cabe pensar que según la época del año en la que vayamos qué pasaría con la temperatura que nos encontremos. Pues bien, tras haber estado consultando históricos de temperaturas mínimas y máximas sobre el mes de Agosto, hemos llegado a la conclusión que allí el invierno es bastante parecido o incluso más caluroso de lo que podría ser un invierno en Barcelona. Por lo que en principio no es ninguna preocupación ir por esas fechas (y yo que pensaba que sí!).

El otro motivo, a priori, de preocupación sería el del tema de la vacunación por mera prevención. En principio este tema parece ser que lo ignoraremos, aunque nunca se sabe. ¿Alguna opinión en concreto?

Este es nuestro primero pequeño approach sobre lo que queremos realizar por allí en un período vacacional de tres semanas aproximadamente. Aunque aún queda todo por hacer, ya tenemos algo más de idea de qué queremos ver y visitar. Eso sí, se aceptan propuestas, opiniones o variaciones en las rutas para poder hacer que este viaje a Brasil sea más que inolvidable.

Así que… ¡A TRABAJAR Y SEGUIR PENSANDO!

Homer trabajando

Tags: , , ,

  • Digg
  • Del.icio.us
  • StumbleUpon
  • Reddit
  • Twitter
  • RSS

Leave a Reply